lunes, 7 de marzo de 2016

Matar a un ruiseñor (Reseña).


Agradecemos infinitamente a la editorial Harper Collins Español el habernos compartido este libro y más que eso, por habernos dado la oportunidad de leer esta maravillosa obra que ha causado grande impacto en mi persona y que se quedará conmigo por mucho tiempo. 




Título: Matar a un ruiseñor.
Título original: To kill a mockingbird.
Autor: Harper Lee.
Editorial: Harper Collins.



"Dispara a todos los grajos que quieras, si puedes acertarles, pero recuerda que es pecado matar a un ruiseñor" Este es el consejo que da a sus hijos un abogado que está defendiendo al verdadero ruiseñor del clásico de Harper Lee: un hombre de color acusado de violar a un joven blanca. Desde la mirada de Jem y Scout Finch, Herper Lee explora con humor y honestidad insobornable la irracional actitud que en cuestiones de raza y clase social tenían los adultos del Sur profundo de los años treinta (Estados Unidos). La conciencia de una ciudad impregnada de prejuicios, violencia e hipocresía se enfrenta con la fortaleza y el heroísmo silencioso de un hombre que lucha por la justicia... pero el peso de la historia solo cede hasta un límite.


La honestidad y transparencia con la que un niño puede contarte una historia es inigualable. Escucharlos es abrir una puerta  a la imaginación y a la simplicidad de la vida, es sumergirte en aguas cristalinas y dejarte llevar por la corriente hasta llegar al punto deseado. Sorprendente ¿no? Pues básicamente, eso y mucho más es Matar a un ruiseñor.

La novela es narrada por Scout, una niña de seis años que nos cuenta sin prejuicios todo lo que sus ojos y entendimiento le permiten comprender sobre la sociedad que la rodea, una sociedad extremadamente racista, elitista e injusta al sur de los Estados Unidos en la época de la Gran depresión. (Años 30´s). La voz narrativa de este y el resto de los personajes es, sin duda, uno de los más grandes atractivos de la obra, incluye diálogos fluidos y directos, divertidos, sarcásticos y muy crueles, en ciertos puntos.

La novela sigue un orden cronológico en el cual se nos va mostrando como funcionan las cosas en Maycomb, pueblo ficticio de Alabama en el cual se desarrolla la historia, Podemos conocer también a profundidad a nuestros personajes principales como: Atticus, el padre de Scout. Un hombre tranquilo y despreocupado la mayor parte del tiempo pero enérgico y apasionado cuando es necesario. Es abogado por lo tanto se expresa con mucha propiedad, incluso con sus hijos, sin embargo, les da libertades que muchas personas de aquella época tomaban como inapropiadas. Atticus permite que sus hijos jueguen fuera de casa y se relacionen con personas de distintas clases sociales y color de piel, él sabe perfectamente que antes de juzgar a una persona es necesario conocer su historia y, sobre todo, ponerse en su lugar. Por otro lado, tenemos a Jem, hermano mayor de Scout. A lo largo de la novela podemos ver, desde la perspectiva de Scout, como Jem pasa por un proceso de desarrollo físico y emocional  y como este influye en su manera de ver el mundo y de involucrarse con otras personas. Jem es un chico reservado, muy creativo, inteligente y susceptible que ayuda a Scout a comprender las cosas que están sucediendo. Su padre está involucrado en un caso complicado en el cual tiene que defender a un hombre de color acusado de violación a una mujer blanca. Todo esto genera cierto rechazo hacía su familia porque no era "correcto" ponerse de parte de las personas de color, entonces Jem absorbe toda la negatividad que recae sobre él y su hermana y es impresionante como canaliza esa energía y la convierte en algo positivo para que su hermana menor pueda digerirlo. Personalmente, siento que Jem es el soporte más fuerte dentro de esta historia aunque no necesariamente sea el protagonista de la misma. Por último, hablaremos de Sout una niña muy impulsiva, temperamental, rebelde y opuesta al estereotipo de una típica niña del sur Estadounidense. Scout percibe las cosas de una manera muy distinta a la forma en que las recibe su hermano. Ella tiene un poco de problemas para entender porque las personas se comportan de esa manera y porque hacen las cosas que hacen. Scout carece, en ocasiones, de ese filtro que nos permite analizar lo que vamos a decir antes decirlo, ella es espontanea, directa, honesta, incluso un poco agresiva, y la parte más agradable es que todas estas características pueden ser captadas por el lector y hacerlas parte de su experiencia con el libro.



Hay otros personajes y situaciones muy importantes dentro del libro que me dan muchas cosas en que pensar y que ayudan a que el libro sea la gran obra que es hoy en día. Personajes como la tía Alexandra, Calpurnia y Dill. Los tres son personajes que representan a específicos grupos sociales como las damas de sociedad, engreídas e injustas, capaces de todo por mantener en orden el nombre de la familia; las personas de color que están cansadas de las injusticias pero que se les ha educado para soportar los malos tratos y aceptarlos como parte de sus historias, no por miedo sino por resignación lo cual es mucho más triste y por último los marginados, los que no encajan en ninguna sociedad porque no cuentan con las características que ellas buscan.

Los temas principales dentro de la novela son, obviamente, el racismo, la generosidad, la equidad y la unión familiar, todos ellos tratados de una forma muy natural y amigable que causarán revoluciones en el interior del lector y lo llevarán a cuestionarse si su comportamiento es el más justo. Grandes lecciones de vida están impresas en estas 322 páginas, lecciones que están ahí esperando a ser descubiertas

Hay otros elementos literarios que no se pueden omitir dentro de esta novela. Tenemos el factor sorpresa que nos mantiene alerta todo el tiempo; por la forma en la que está narrada la historia, pero sobre todo por quien se encarga de narrar la historia es posible ignorar por completo algunos sucesos que definirán el camino que esta ha de tomar. Para mi fue complicado el poder predecir lo que iba a suceder a final porque no tienes los elementos necesarios para formular hipótesis. Por otro lado, el ritmo de la historia es bastante amigable, te da tiempo de profundizar en la historia, en los personajes, en el entorno que gira alrededor de ellos y en el como puedes llevar a la práctica todas las lecciones que estás aprendiendo.

A estas alturas considero innecesario el tener que decirles que recomiendo ampliamente la lectura de Matar a un ruiseñor, sin embargo, quiero hacerlo porque este ha sido uno de esos libros que han movido emociones que no sabía que tenía y me ha motivado a ser una mejor persona, o por lo menos intentarlo. Me despido de ustedes, agradeciendo una vez más a la editorial por el ejemplar de Matar a un ruiseñor y los invito a dejar en los comentarios su opinión sobre este libro, cuéntenme si ya lo leyeron o si tienen interés en él.

¡Los leo pronto!





*El término "personas de color" ha sido utilizado en esta reseña para permitir 
al lector comprender por completo las situaciones que se presentan en el libro. 
Nunca ha sido nuestra intención ofender, discriminar o segmentar a nadie"

14 comentarios:

  1. Te ha quedado una gran reseña de una gran novela... La leí el año pasado y me pareció maravillosa. Tiene tantas lecturas que es imposible abarcarlas todas.

    Besoooss!!

    ResponderEliminar
  2. Algún día tengo que leer este libro, sí o sí.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  3. Definitivamente, tengo que leer este libro muy pronto ;)

    ResponderEliminar
  4. Pedazo de reseña para un gran libro. Aún tengo pendiente la peli, a ver cuándo me animo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. Hola!!!
    Muero de ganas por leer este libro y ahora con el boom que ha tenido tras la muerte de la autora mis ganas se han incrementado. Siempre me gusta leer sobre los grupos marginados y ver cómo se desarrolla su vida así que veo este libro como una gran ocasión para hacerlo.
    Me gustó mucho tu reseña, espero conseguirlo pronto.

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  6. Que te puedo decir de él? Es uno de mis favoritos por muchisimas razones, varias de las cuales ya mencionaste asi que me alegro de que ya hayas podido leerlo. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Matar a un ruiseñor es un libro que me gusta mucho. Me encanta Scout, que a pesar de ser una niña sea muy inteligente. Me gusta la manera de expresarse y que siempre dé su punto de vista. Atticus es mi favorito, me gusta que tenga secretos y que sepa más de lo que sus hijos creen que sabe <3

    ResponderEliminar
  8. Hola!
    Veo que te inspiro bastante, la verdad muero por leerlo , y me dan mas ganas por ser una niña quien narra todo, seguro me llegara al corazón :D que padre que lo hayas amado Roli, espero que podamos fangirlear pronto :D Saludos

    ResponderEliminar
  9. Siendo honesto, nunca me había llamado la atención éste libro hasta hace poco que ustedes comenzaron a hablar de él y me puse a checar que onda. Ahora tengo muchas ganas de leerlo y espero pronto poder hacerlo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Exacto, motiva a ser una mejor persona...
    para mi es un libro indispensable.
    por lo mismo ahorita anda paseando mi ciudad... ya lo he prestado varias veces

    ResponderEliminar
  11. Es un clásico que tengo que leer si o si, creo que es necesario para todo lector por lo que siempre leo. Un besin^^

    ResponderEliminar
  12. Me encantará dar una oportunidad a este libro... me alegra que lo hayas disfrutado y lo recomiendes con tanto entusiasmo¡¡ un abrazo enorme¡¡

    ResponderEliminar
  13. Es un clásico que he pospuesto por una y mil razones, pero cada vez me dan mas ganas de leerlo , necesito comprarlo ya!!!!!
    Gracias por la reseña roli♥

    ResponderEliminar
  14. Gran reseña!
    Es mi lectura actual,y después de leer tu reseña me dieron mas ganas de continuar, ya quiero debatir contigo jaja ok no, pero espero pronto terminarlo y regresar a dejar mis observaciones acerca de el.
    Saludos Roli :3

    ResponderEliminar